Embajador de Corea del Sur: Ecuador queda registrado en la historia de las exportaciones coreanas

El embajador coreano en Quito, Bongwoo Ko, habla de los principales puntos que tienen en común con Ecuador, pues en octubre cumplen 60 años de relaciones, y en qué podrían acercarse más. Además de la actualidad de su país y de Asia.

¿Cómo se podría calificar la relación actual entre Corea del Sur y Ecuador en estos 60 años?

En Corea, los 60 años tienen un significado especial de fin de un ciclo de vida y, al mismo tiempo, el inicio de otro. En este sentido, el 2022 es un año significativo para evaluar las relaciones actuales de ambos países y contemplar 60 años más de amistad.

Ecuador queda registrado en la historia de las exportaciones coreanas como el primer país al que la empresa automotriz Hyundai exportó su primer automóvil Pony (seis unidades en 1976) y el primer mercado extranjero en que la constructora Daewoo E & C avanzó (Quito en 1976), que representan dos de las industrias que lideraron el desarrollo económico de Corea, llamado el “Milagro del río Han”.

Este marzo, gracias al interés del señor presidente (Guillermo) Lasso en fortalecer las relaciones comerciales con Corea, los Gobiernos de ambos países han acordado reanudar las negociaciones del Acuerdo Estratégico de Cooperación Económica (SECA, por sus siglas en inglés), que se habían estancado desde 2016. Estoy seguro de que este pacto comercial permitirá “más Corea en Ecuador y más Ecuador en Corea”, generando más y mejores oportunidades de comercio e inversión.

¿Cómo está la balanza comercial actual? ¿Cuál es el mayor intercambio que hay entre ambos y en qué se debe mejorar?

En los últimos cinco años, el comercio anual entre ambos países, incluido el petrolero, oscila entre 700 y 900 millones de dólares, con excepción del 2020 cuando se registró una disminución debido a la pandemia.

La estructura productiva y comercial entre ambos países es complementaria. Los principales productos no petroleros enviados desde Ecuador a Corea son camarón, banano, cobre, pescado y cacao, mientras que automóviles, resinas sintéticas, autopartes, medicamentos y suministros médicos son las principales exportaciones de Corea al Ecuador.

Además, no debemos olvidar la posibilidad del incremento de los intercambios tecnológicos y la inversión entre ambos países. Por ejemplo, en la industria automotriz, Ecuador podría esforzarse para alcanzar la sustitución de importaciones e incrementar la competitividad externa a través de la cooperación con Corea, como lo logró México.

¿Qué resultados están dando herramientas como el Programa de Asesoramiento y Soluciones Tecnológicas desde Corea (TASK, por sus siglas en inglés)?

El TASK es un programa de asistencia oficial al desarrollo de Corea para impulsar la internacionalización de la oferta del sector de procesamiento de alimentos del Ecuador, que tiene el gran potencial de generar un alto valor agregado y crear muchos empleos, a través de la transferencia de conocimientos y tecnología de Corea.

Hasta el momento, doce empresas beneficiarias del programa han tenido la oportunidad de capacitarse por expertos coreanos para estandarizar sus productos y aumentar su calidad. El resultado central es que los productos cumplan con estrictos estándares globales como los de la FDA de los Estados Unidos, para seguridad y mayor competitividad de las exportaciones.

En colaboración estrecha con el Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca, se está examinando la implementación de la fase II del Programa (con un presupuesto estimado de 10 millones de dólares), que incluye el establecimiento de un “Food TASK Center” para el desarrollo de la industria alimenticia en Ecuador.

Es importante explorar oportunidades de cooperación en las que ambas partes ganen, en las áreas que se puede generar un importante efecto de sinergia, combinando las fortalezas del Ecuador y Corea. En el caso del TASK, se han combinado la industria alimenticia del Ecuador, que es la más representativa del país, y los conocimientos y tecnología de la coreana, que cuenta con una producción de 70.000 millones de dólares y una exportación de 10.000 millones de dólares en productos alimenticios.

¿Qué potenciales productos podrían sumarse a este intercambio desde su perspectiva y qué proyecciones tienen a futuro con Ecuador?

Creo que si el SECA entra en vigor y la capacidad exportadora de las empresas ecuatorianas se potencia, Ecuador puede esperar el aumento de las exportaciones tanto de los productos tradicionales, como camarón, banano, cacao y pescado, como de café, mango, aguacate y pitahaya, productos que atraen a cada vez más consumidores coreanos, mejorando su competitividad en términos de precio y calidad. Corea es un mercado atractivo de casi 52 millones de habitantes, con un PIB per capita de 32.000 dólares.

Además del ámbito económico y comercial, el Gobierno de Corea está dirigiendo su atención y recursos a la cooperación en las áreas de tecnología e innovación (Centro de Innovación de Quito), medioambiente y biodiversidad (Banco Nacional de Recursos Genéticos de Inabio y gestión integrada de residuos sólidos en Cuenca), energía e infraestructura (planta fotovoltaica y sistema de microgrid en Galápagos, ciudad inteligente en Guayaquil y complejo industrial en la ZEDE Posorja), entre otras, en las que ambos países están trabajando para encontrar nuevos motores de crecimiento en la era de la Cuarta Revolución Industrial en la que actualmente vivimos.

El Gobierno de Corea, en constante y continuo diálogo con el Gobierno ecuatoriano, realizó y está realizando programas y proyectos para el desarrollo social y económico de ambas naciones. Eso nunca cambiará.

En política de su país, ¿cómo se encuentran las relaciones con Corea del Norte tras las nuevas pruebas balísticas de este? ¿Es posible un mayor acercamiento o la relación ha vuelto a congelarse?

Corea mantiene la posición de ayudar a Corea del Norte a convertirse en un miembro responsable de la comunidad internacional y a moverse hacia una sociedad más transparente y abierta.

Sin embargo, cualquier prueba nuclear y de misiles de Corea del Norte es una clara amenaza para la paz y la estabilidad tanto en la península de Corea y la región del noreste de Asia como en el mundo. De modo que el Gobierno de Corea está trabajando mano a mano con la comunidad internacional para acercarse a la solución del problema de Corea del Norte y mejorar las bases para lograr la paz en la península.

Por otro lado, dadas las circunstancias, Corea, que ocupa el 6.º lugar en la clasificación de Global Firepower 2022 y gasta 50.000 millones de dólares en su presupuesto de defensa, sigue firmemente comprometido a mantener una postura de seguridad inquebrantable y construir un sistema de gestión de crisis ante cualquier fricción grave con Corea del Norte, pero priorizando la solución de problemas de manera pacífica a través del diálogo y canales diplomáticos.

Asia, como otros continentes, vive tensiones, pero no se suele escuchar mucho la posición de Corea. ¿Qué rol quiere desempeñar su país en su continente?

Ante las tensiones geopolíticas y la rivalidad entre las superpotencias en Asia y, especialmente, en el noreste de Asia, se están volviendo cada día más importantes las discusiones sobre la paz, la estabilidad y la prosperidad de la región y la solidaridad y cooperación entre los países que la conforman, para la solución de problemas globales como los desastres naturales, la contaminación, el cambio climático y las epidemias.

Corea tradicionalmente ha destacado la solución de los problemas comunes regionales o globales a través de la cooperación multilateral y ha tratado de desempeñar el papel de equilibrador como poder medio en la prevención de conflictos y la construcción de un orden regional que traiga paz y prosperidad.

Especialmente, se ha esforzado en fortalecer la cooperación trilateral entre Corea, China y Japón, y la consolidación y ampliación del mecanismo de cooperación multilateral a mediana escala con Asean (Asociación de Naciones de Asia Sudoriental), India y la Unión Económica Euroasiática, y manteniendo una firme y fuerte alianza con los Estados Unidos. (I)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.